El detenido, vecino de A Coruña, se desplazaba a la citada localidad en transporte público y sirviéndose de las tarjetas de autobús que obtenía de los robos. Según explica la Guardia Civil, el autor accedía al interior de las viviendas incluso cuando sus moradores se encontraban en el interior, y en el caso de ser sorprendido por estos alegaba estar necesitado y pedía limosna.

LEER MAS: 20 Minutos