Los robos en los hogares españoles son una realidad que no se puede dejar pasar. Según el Balance de Criminalidad elaborado por el Ministerio de Interior, en España, los robos en ciudades y pueblos han aumentado un 26,4% en tan solo dos años. Con el paso del tiempo, y con mucho empeño, si encuentran las técnicas adecuadas, los ladrones son capaces de entrar a prácticamente todas las casas si se lo proponen. Buscarán siempre el hogar más fácil para entrar.

LEER MAS: Merca2