Tras un año de investigación, la Guardia Civil desarticula una organización relacionada con el robo de más de 100 toneladas de cable de cobre. Por cada kilo que robaban obtenían entre 3 y 5 euros.El cobre proviene de vías de tren, paneles solares o repetidores de telefonía. El daño de estos robos asciende a millones de euros.

LEER MAS: Antena 3