Mañana ajetreada la que han vivido los vecinos del Paseo de Alfonso XIII. Prácticamente a la misma vez que un hombre era atropellado por un turismo, en torno a las 9:45, y a escasos metros del lugar del accidente, un hombre atracaba a punta de pistola de airte comprimido, una oficina bancaria. Por medio de violencia e intimidación, el hombre habñia conseguido sustraer 2.000 euros.

LEER MAS: Cadena SER